Publicado el

12 trucos infalibles para ahorrar en calefacción

Trucos para ahorrar calefacción en Invierno - Algodonea

A todos nos gusta estár en un hogar caldeado y acogedor durante los meses más fríos del año. Lo malo es que la calefacción es uno de los mayores gastos de los hogares durante el otoño e invierno. Por eso desde Algodonea te proponemos 12 trucos fáciles de seguir para reducir tu consumo hasta un 30%:

  1. Antes de que llegue el frío, purga todos los radiadores

    Los radiadores suelen acumular aire, lo que los hace menos eficientes. Si sacas ese aire de tus aparatos, el calor se repartirá de forma eficiente y tendrá un mayor rendimiento. Es decir: calentará igual con un menor gasto.

    Trucos-infalibles-para-ahorrar-calefacción_web

  2. Ventila tu casa

    Aunque parezca un contrasentido, ventilar es beneficioso tanto en invierno como en verano. Ayuda a disminuir la sensación de humedad y renueva el aire, por lo que si abres las ventanas 10 minutos antes, el sistema de calefacción será más eficiente.

    Trucos-infalibles-para-ahorrar-calefacción_web

  3. Aprovecha el calor del sol

    Si tienes una habitación o habitaciones que reciben sol directo ¡Aprovéchalo! Es calor natural y gratuito y se mantiene en la estancia durante horas. Mantén las persianas totalmente abiertas mientras recibas luz directa. Una vez el sol no llegue más de manera directa, cierra las persianas para guardar el calor acumulado.

  4. Apaga los radiadores de las estancias que no usas

    Si en tu casa hay habitaciones que no usas, puedes apagar el radiador y cerrar la puerta. Será como tener una casa más pequeña para calentar, con el correspondiente ahorro que ello supone. También puedes apagar los radiadores de las estancias muy pequeñas (como el baño) o los pasillos, dejando abiertas las puertas para que el calor se reparta por todo el espacio que sí utilizas.

    Trucos-infalibles-para-ahorrar-calefacción_web

  5. Aísla correctamente

    Hay pequeños trucos, como los burletes para el bajo de las puertas o para las ventanas. Una casa bien aislada es mucho más eficiente, por lo que necesitará menos energía para mantener una temperatura constante. Los interruptores y enchufes que están en paredes que dan a la calle son también un foco de escape de temperatura. Tápalos si no los utilizas habitualmente.

  6. Modernízate

    Las calderas de calefacción modernas son muy eficientes, proporcionando horas de calor a un coste mucho más bajo. Estos electrodomésticos tienen un precio elevado, pero existen planes renove de ayuntamientos y comunidades autónomas que subvencionan una parte de su precio y pueden llegar a ser realmente beneficiosos. Infórmate 😉

  7. Busca la tarifa que más te conviene

    Las compañías eléctricas ofrecen distintas tarifas según el consumo que vayas a tener: por horarios, tarifas planas o paquetes de energía. Elige la que más te convenga según tus hábitos.

    Trucos-infalibles-para-ahorrar-calefacción_web

  8. Mantén tus pies y tu cabeza bien calientes

    Para no pasar frío es esencial abrigarse bien. No es necesario que vayas por casa con un abrigo, pero ten en cuenta que mantener la cabeza y los pies calientes te ayudará a conservar una temperatura corporal constante. Asímismo, si duermes con calcetines, mejor que sean de lana o algodón. Los tejidos naturales aislan muy bien y permiten transpirar a la piel, evitando la condensación del sudor.

  9. Semillas de calor

    Existen saquitos llenos de diferentes tipos de semillas que tras calentarlos en el microondas, pueden conservar el calor durante horas. Es la versión ‘moderna’ de la bolsa de agua caliente, pero más sostenible, económica, duradera y segura. Una vez las pruebes, no podrás vivir sin ellas.

  10. Ahorra cada noche

    Viste tu cama como lo que es: tu lugar de descanso cada noche. Abrígate para dormir con calcetines y pijamas abrigados, utiliza sábanas de coralina que mantienen la cama siempre caliente y un buen edredón con tejido polar ¡No volverás a pasar frío por las noches!

  11. Utiliza el termostato

    Calculando las horas que pasas en casa, la hora a la que te levantas y a la que te acuestas, puedes programar la calefacción para que la casa esté caldeada cuando más lo necesitas, no antes ni después.

    Trucos-infalibles-para-ahorrar-calefacción_web

  12. ¿Vives en una zona húmeda? El deshumidificador es tu mejor amigo

    En las zonas más húmedas, en ocasiones no es necesario usar la calefacción a pesar de la sensación constante de frío. Ésto se debe a la humedad en el ambiente y con un buen deshumidificador verás que el frío desaparece sin necesidad de utilizar los radiadores. Con el agua resultante puedes regar las plantas o fregar el suelo, el medioambiente te lo agradecerá.

insignia gap Separación Algodonea

Es posible que también te interese: